"LO QUE NO SE COMUNICA NO EXISTE"
Gabriel García Márquez

El tercer apellido

Cavilaciones en mi azotea


 
El tercer apellido
Estimado pueblo:

Espero que al recibir la presente te encuentres bien, yo bien gracias a Dios.

En estos días de asueto de Navidad en los que puedo dedicarme al paseo por tus calles y a revisitar lugares donde se evocan los buenos recuerdos de amigos, charlas, juegos y demás correrías, me ha ocurrido una cosilla que quiero comentarte:

Yendo yo por la calle Espíritu Santo, encontreme a una antigua amiga de mi madre a la que yo no recordaba, venía esta del brazo de otra señora, ya mayor, de roete orquillado y batita negra con toquilla. Esta antigua amiga de mi madre, para dar señas de mi identidad, díjole a la susodicha:

!Si niña el niño de Anita la del Coca-cola, el nieto del niño Gilena!

Con lo que misteriosamente la entoquillada me ubicó y dio repaso de abuela, abuelo, tíos y tías y algunos parientes desconocidos para mi.

Esto diome que pensar en cómo ese tercer apellido encubierto nos hace permanecer en la memoria de los demás y que, al igual que la genética, nos aporta rasgos y formas. Esa herencia de letrillas nos marca y ubica y hace arrastrar anécdotas no solo nuestras si no de los que nos predecesieron. Te recordaré algunos de los “tercer apellido” que he ido cruzándome por tus calles:

El canario, el siguirín, la siguirina, la chápira, los boquerones, el pinchi, la matea, pichichi, pelo-mono, mantichi, los caslancos, los tristes, los antoñitos, el copa, los carboneros, la mondahigos, Paca la fea, el borrico, raspaura, el guapo, Andorrano, el Bombé, La Malageña, el Canario, el legionario, la sartacañitos, Currito pamplinas, las aceiteras, malvaloca, la fernada, el zoleta, el cojo manteca, percalito, paquillo mechero, malasangre, el peterrra, el baule, el charrito, tereñe, paquita la encajera, el cojo hermosin, el chato, la mona, picoloro y, por último, y, no menos importante, mi amigo, el niño del anchoa.

PD.Estimado pueblo, vas a permitirme que dedique estas letrillas a una tercera generación de tercer apellido que, aunque fuera de tus tierras, llevará sangre de verde aceituna y aires de vino navarro “VA POR TI ANCHOITA”

Atentamente;

El niño Gilena.
Publicado en historiasdemoron.blogspot.com.es el 21 de diciembre de 2009.
 


PUBLICIDAD

 

Déjanos tu comentario