¡Vivan las perolas!

Discurso del cocinero Eduardo Pérez, Premio Candil de Oro Gastronomías 2017

Eduardo Pérez El Saucejo

Palabras leídas por Ana Pérez en nombre de Eduardo Pérez:

Buenas noches.

Muchas gracias a las personas que forman Agenda Atalaya por acordarse de mí para este Candil de Oro Gastronomías y al Ayuntamiento de El Saucejo por acogerlo. Os pido disculpas por no estar hoy con vosotras. Soy cocinero y los sábados a la noche es complicado escaparse.

Gracias, Agenda Atalaya, por ser puente entre los pueblos de la Campiña y la Sierra Sur y por recordarnos —y dejar por escrito— que aquí también pasan cosas.

Gracias al Ayuntamiento y la gente de mi pueblo, por ayudar y crear las condiciones para que pasen esas cosas, por apostar por la creacción cultural, buscar espacios para el pensamiento y defender lo andalú le pese a quien le pese.

 
Ana Pérez
 

Entiendo la gastronomía como la parte de la cultura que gira en torno al hecho social de comer. No es territorio único de las cocineras y cocineros profesionales, como a veces se nos hace creer.

 

La gastronomía comienza en la siembra, en la decisión de con qué alimentar al ganado, en la manera de pescar, en qué, cómo y cuándo compramos los alimentos, en el modo de cocinarlos y compartirlos. Por esto, todas tenemos la responsabilidad —en cada casa— de ser activos en este camino.

¡Ole las que no matan la tierra para aumentar la productividad en el campo!

¡Ole las que compran local y de temporada, y no caen en las ofertas del Mercadona!

¡Ole las que no dejan que se pierda una receta!

¡Ole las que son pacientes y alegres dándoles de comer a sus niñas!

¡Ole las que se juntan a comer cada día para celebrar la vida!

 

Eduardo Pérez cocinero

 

Este Candil va pa esa gente, pero muy especialmente pa las mujeres que mantienen viva la gastronomía en cada rincón del mundo y no salen en los periódicos ni se les llama chefs.

A mi Awela y su sopa de tomates.

A mi Madre y sus espinacas con garbanzos.

A mi Padre y su picaíllo.

A mi Amor y su tortilla de papas.

A mi Niña y sus besos de chocolate.

¡Vivan las perolas!

 

Eduardo Pérez.

 

PUBLICIDAD
Malufa Sevilla

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *